viernes, 18 de mayo de 2018

Qué Significa Exactamente “Elevar Nuestra Frecuencia Vibratoria” y Por Qué Es Importante Hacerlo

elevar la frecuencia vibratoriaLa expresión “elevar nuestra frecuencia vibratoria” se utiliza mucho en el mundo de la espiritualidad y el crecimiento personal, ¿verdad? Y todos aceptamos que es algo positivo. La usamos como sinónimo de “avanzar”, “crecer” y “mejorar”.
Pero por muy habitual que sea esta expresión, creo que es importante plantearse qué significa exactamente. ¿Por qué elevar nuestra frecuencia vibratoria es positivo? ¿Por qué es mejor tener una frecuencia alta que una frecuencia baja? ¿Y qué implicaciones tiene?
Es un tema importante y profundo, y creo que vale la pena hablar de él con en detalle. Nos ayudará a entender mejor el mundo donde vivimos y a integrarnos mejor en él.

¿Qué Es la Frecuencia de Vibración?

Para empezar, el primer paso es entender bien la definición de frecuencia de vibración. Este concepto está asociado principalmente a las ondas, e indica la cantidad de ciclos que produce una onda en una determinada unidad de tiempo (normalmente, un segundo).
Dicho de forma coloquial, la frecuencia de una onda es la cantidad de veces que “sube y baja” en un segundo. Cuanto mayor es la frecuencia, más rápido vibra la onda; y cuanto menor es la frecuencia, más lenta es la vibración.
La siguiente imagen muestra dos ondas diferentes. En un mismo espacio, la segunda onda “sube y baja” más veces, y esto significa que su frecuencia vibratoria es mayor.elevar-la-frecuencia-vibratoria-1

¿Qué Tiene que Ver la Frecuencia de Vibración de las Ondas con Nosotros?

De entrada, puede parecer que la frecuencia de vibración de las ondas no tiene mucho que ver con nosotros, pero en realidad sí. Porque resulta que nosotros somos ondas. De hecho, todo el universo son ondas.
Este es uno de los grandes y fascinantes descubrimientos de la ciencia del último siglo. El universo donde vivimos está formado por partículas diminutas llamadas quarks y electrones, y estas partículas se comportan como ondas.
A un nivel profundo, pues, somos ondas. Y como todas las ondas, tenemos una frecuencia de vibración.
Cada uno la suya.
(Más o menos).

El Primer Motivo para Elevar Nuestra Frecuencia Vibratoria

Una vez tenemos claro el concepto de “frecuencia de vibración”, y también que todo el universo son ondas que están vibrando, ya podemos plantearnos por qué es positivo que la frecuencia vibratoria aumente.
El primer motivo es que cuanto mayor es la frecuencia vibratoria del universo, mayor es su diversidad y riqueza. Cuanto mayor es la de vibración del universo, más vida hay.
Para verlo de forma gráfica, podemos volver a mirar la imagen anterior de las dos ondas. Fíjate en los picos que tiene cada onda (cada pico está marcado con una flecha roja):elevar-la-frecuencia-vibratoria-2
Luego imagínate que cada pico es una forma concreta del universo: un pico puede ser un árbol, otro pico puede ser una persona, otro puede ser una camiseta, etc. Es decir, imagínate que el universo es una gran onda que está vibrando, y que cada oscilación de esta onda genera una forma distinta (es una comparación un poco simplificada, pero no dista mucho de la realidad).
La pregunta es: ¿en qué caso habría más cosas, con la onda de frecuencia baja o con la de frecuencia alta?
La respuesta es sencilla, ¿verdad? Cuanto mayor es la frecuencia de vibración, más cosas hay.
Así pues, cuanto mayor es la vibración del universo, mayor es su diversidad y creatividad.
Esto también es válido a nivel individual. Cuanto mayor es tu vibración interna, más rica y creativa es tu vida.

El Segundo Motivo para Elevar Nuestra Frecuencia Vibratoria

Aparte del hecho de aumentar la diversidad y la riqueza de la vida, elevar nuestra frecuencia vibratoria también tiene otro aspecto positivo: al aumentar nuestra frecuencia interna nos hacemos más sensibles a nuestro entorno. Somos capaces de percibir mejor la realidad.
Esto se debe a una propiedad muy conocida de las ondas: resulta que cuando una onda se encuentra con un objeto en su camino, solo lo percibe si el tamaño de dicho objeto es mayor que la distancia entre dos picos de la onda (esta distancia se suele llamar “longitud de onda”). Esto significa que cuanto menor es la longitud de onda de una onda, más capacidad tiene de percibir objetos pequeños. Tiene más capacidad de percibir su entorno con más detalle.
La siguiente figura muestra la longitud de onda de las dos ondas que hemos visto en los ejemplos anteriores. En esta figura se ve que las ondas de frecuencia mayor tienen una longitud de onda menor. Por esta razón, las ondas de frecuencias altas tienen más sensibilidad. Pueden percibir objetos más pequeños.elevar-la-frecuencia-vibratoria-3
En el caso de una ola de mar, por ejemplo, la longitud de onda es la distancia entre las crestas de dos olas consecutivas. Si introducimos en el mar un objeto pequeño en comparación con esta distancia (un palo por ejemplo), la ola no lo notará. No se dará cuenta de que hay un palo en su camino, porque es demasiado pequeño para ella.
En cambio, si la ola vibrara mucho más rápido, de manera que las crestas de las olas estuvieran muy juntas, entonces sí podría percibir el palo. Se produciría una perturbación en la ola, y notaría que hay algo en su camino.
De forma general, para un mismo objeto de un tamaño determinado, una onda de frecuencia alta podrá detectarlo mejor que una onda de frecuencia baja. En la imagen de la siguiente figura, la primera onda (la de la frecuencia baja) no “percibirá” el objeto en su camino, porque es demasiado pequeño para ella, pero la segunda sí.elevar-la-frecuencia-vibratoria-4
Este es el motivo por el cual hay muchos aspectos de la vida que aún no somos capaces de ver: nuestra frecuencia vibratoria aún es un poco baja. Hay muchos aspectos del universo que son muy sutiles, y con la frecuencia que tenemos actualmente no los podemos percibir.
Pero nuestra frecuencia está aumentando a gran velocidad en los últimos años, y es importante que lo siga haciendo. Así nos hacemos más sensibles al mundo que nos rodea y lo percibimos con más claridad.
Y también contribuimos a hacer un universo cada vez más rico y lleno de color.
Que, de hecho, es lo que hemos venido a hacer aquí.
Fuente: https://www.jananguita.es/elevar-la-frecuencia-vibratoria

domingo, 13 de mayo de 2018

El número 44, culto a la justicia y a la eficacia


El número 44 es el último de los números maestros y el más potente de todos. Las personas con el número maestro 44 son prudentes, serenas y honradas.

Personas con metas de vasto alcance personal y comunitario

Personalidad extraordinaria con metas de vasto alcance personal y comunitario. Están dotados de grandes cualidades de fuerza, magnetismo, persistencia y autodominio, lo que les permite alcanzar las más altas posiciones que el mundo puede ofrecer.
Las personas 44 son pragmáticas, realistas y ambiciosas y su talento les permite hacer uso de su imaginación para idear vastos planes en actividades que requieran estrategia, habilidad y visión de conjunto.
Saben afrontar los obstáculos a medida que se van presentando, conciliando caracteres y puntos de vista antagónicos, o encontrado ingeniosas soluciones para los problemas que otros no pueden resolver. Son, en otras palabras, dirigentes natos con gran capacidad de análisis y razonamientos y total control sobre su cuerpo y su mente.

El número 44, culto a la justicia y a la eficacia

Prudentes, serenos, honrados y amantes del orden, profesan un verdadero culto a la justicia y la eficacia. Sus ideales abarcan todo el espectro de las actividades humanas y gracias a un trabajo tenaz e incansable y a una enorme disciplina, pueden llegar a convertirse en auténticos conductores de hombres que construyen un mundo mejor.

Riesgos que corren

Como se dijo en el caso de la Vibración Maestra 22, los 44 corren también el riesgo de perder de vista sus motivaciones primarias, dominados por la ambición o permitiendo que su amor y responsabilidad hacia el trabajo les domine y nuble su vocación humanitaria.
Por eso es importante recordar que las V.M. entrañan una gran responsabilidad y que para elevarse a su altura, la persona tiene que responder a la llamada interior que le llevará por un camino que exige disciplina, humildad y entrega absoluta, pero que muchas veces no ofrece retribución.

La satisfacción de haber cumplido su misión

Lo único que compensará tal dedicación, será saber que ha cumplido con la tarea que ha elegido y para la cual ha sido preparado moral y espiritualmente. El bien que hace y la confianza que inspira le ayudarán a sobrellevar los problemas e ingratitudes con que se enfrentará muchas veces en su trayectoria vital.
Como todas la V.M. ésta otorga también elevados principios morales. Consciente de las necesidades ajenas y de los problemas y conflictos sociales, el 44 considera un deber personal el ayudar a su solución y crear condiciones que mejoren sus niveles de vida. La obra que estas personas realizan puede en ocasiones traspasar su ámbito local y alcanzar nivel internacional.
Nota de EBM: si al buscar nuestro número nos da 44 y no nos sentimos identificados con este Número Maestro podemos leer el número 8. A veces según el momento de nuestra vida podemos actuar o sentirnos de un modo u otro.
Fuente: https://www.enbuenasmanos.com/el-numero-44

Numerología: El Número Maestro 44


El último Número Maestro 44, no deja de ser importante por estar al final de la lista. Por un lado, la persona que recibe el dígito está conectada interiormente con el nivel universal de la conciencia. Es decir que sus actos están regidos desde los preceptos naturales y no por la simple razón humana.
La persona con este número manifiesta a carne viva las vibraciones interiores que logran así mismo avances en los aspectos más significativos de la vida. Corre de lo práctico a lo filosófico e igualmente entre el mundo material y el espiritual, pasando por los planos astrales y metafísicos.

Vibración Interna del Número Maestro 44

Cuando el número maestro 44 aparece como denominador de la Vibración Interna de la persona, significa que esta luchará por alcanzar grandes avances en la cultura de la civilización actual. Además de que logrará grandes responsabilidades, dentro del ámbito familiar o en cuestiones laborales. Indica una personalidad que posee cualidades extraordinarias y que presumiblemente alcanzará un gran poder, que a su vez llevará asociado una enorme responsabilidad. Normalmente este número se asocia a líderes naturales y grandes estrategas.
Es el número que marca a los individuos que saben claramente hacia dónde van y de dónde vienen. Ellos son los iniciados en la era de la comunicación y están intensamente interesados en que el conocimiento llegue a todas partes y a manos de todas las personas.

Vibración Kármica

Hablando de la Vibración Kármica el individuo buscará la manera de encontrarse exigido de manera que marcará así su disciplina como persona y la perseverancia necesaria para superar los grandes problemas de la humanidad.
Para lograr el rubro adecuado entre el mundo material y espiritual, la persona deberá entonces de encontrar el dominio de la personalidad y de la mentalidad. Igualmente deberá hallar el equilibrio entre los deseos naturales humanos y los valores morales que rigen su conducta.
Fuente: https://www.numerologia.pro/numerologia-el-numero-maestro-44/

miércoles, 14 de marzo de 2018

Karma y Dharma: Causa y Propósito

Cuando las personas se enfrentan a situaciones difíciles, nada es menos útil que tratar de racionalizar con ellos la causa de su dolor basado en los posibles eventos que pueden tener raíz en una antigua situación de la vida. Este tipo de introspección, lejos de traer alivio y sanación, puede causar aspectos adversos de resentimiento, ira y negación, y pueden fácilmente intensificar la cantidad de dolor en sus vidas.

El Karma y el Dharma, al mismo tiempo la Causa y el Propósito de los eventos en nuestras vidas, deben ser estudiados con cuidado, y siempre con un estado estable mental, cuando la habilidad de analizar y entender no se ve afectada por el dolor y las bajas emociones. Son conceptos poderosos que pueden traer luz a situaciones y que se entrelazan en el tejido de nuestras vidas.

Karma204.gif

“Así como siembras, así cosecharás”, es una frase común en la vida que resume la Ley del Karma. Karma es la ley Hindu de la Causa y Efecto que responsabiliza a una persona por sus acciones y efectos.
De acuerdo a una de sus buenas o malas acciones, Bhagwan lo recompensará o castigará. La palabra “karma” siginifica acción humana o hecho; estamos constantemente realizando karmas ya sea física, mental o emocionalmente. El karma de una persona es responsable de buenas o malas concecuencias en su vida. Nada en este mundo pasa por accidente o por coincidencia, hay una razón detrás de todo aunque puede no estar claro para nosotros en ese momento.
Buenas acciones producen felicidad y las malas acciones llevan al sufrimiento y miseria en el presente o en la próxima vida. Las acciones pasadas de una persona, gobiernan su presente, y sus acciones presentes tiene un efecto en su futuro. Esto quiere decir que cada persona es, en cierto grado, el creador de su propio destino.
Todos nuestros karmas son realizados en una de dos maneras. La primera manera es llamada Nishkam karma, cuando las acciones son realizadas sin esperar una ganancia material, ego o un deseo material. Nishkam karma es sólo realizado para cumplir con nuestros deberes y complacer a dios. La segunda manera es llamada Sakam karma, cuando las acciones son realizadas con la expectativa de deseo o propósito material. Bhagwan Swaminarayan enseñó el ideal de llevar a cabo uno de los karmas sin la expectativa de ganancia material. Hizo hincapié en la necesidad de un aspirante para tener un deseo -complacer a dios, incluso mientras se realiza Nishkam karma.

Dharma

Spinning_Ashoka_Chakra.gifEs la base misma de la vida. Es la ley moral combinada con la disciplina espiritual que guía la vida de la persona. Dharma significa “aquello que sostiene” a las personas en este mundo y toda la creación no puede existir sin dharma para mantenerlos en su lugar. Dharma es un término completo que se usa para referirse a la justicia, la moral, la religión, la responsabilidad y el deber. Dharma incluye la práctica de disciplinas y deberes religiosos, tales como asteya, brahmacharya y ahimsa. El propósito del dharma no es sólo ayudar al ser a estar más cerca de Bhagwan, este además, sugiere un código de conducta que pretende asegurar la eterna dicha y alegría mundana. La práctica de dharma ofrece una experiencia de felicidad, fuerza y tranquilidad con uno mismo y hace una vida más disciplinada.

Aplicar Dharma y Karma a nuestras vidas

Dharma puede ser un confortante o inquietante concepto. Por un lado, puedes creer que si sigues las tradiciones de tu familia y comunidad estarás completando tu dharma. Esto significa que mientras mantengas el status quo estarás siendo una persona moral. Por otro lado, algunas personas pueden preguntarse por su dharma personal y buscar por su verdadero sentido en la vida fuera de los confines de su comunidad. En ese caso, la búsqueda del dharma es para toda la vida y en ese caso puede causar considerable estrés si se siente que no lo está siguiendo apropiadamente.
Karma puede ser pensado como un diario cósmico. Todas las acciones que realizas, buenas o malas, son registradas. Algunas personas creen que si tus buenas acciones pesan más que tus malas acciones entonces pasarás a un nivel más alto en tu próxima vida, y que si tus malas acciones pesan más que tus buenas acciones, entonces pasarás a un nivel más bajo en tu próxima vida. Otros creen que cada acción necesita un balance. Si haces algo bueno por alguien, en esta vida o en la otra, esa persona te devolverá el favor. Lo mismo se aplica para la deudas.
Tu dharma determina que tipo de karma tus acciones traerán. El ir a la guerra para defender el país, puede cumplir con el dharma de una persona, pero causar mal karma al incurrir en la vida de otra persona quien se suponía estaría en casa para cuidar sus hijos.
Al final, la experiencia de ser humano implica tener la libre opción de actuar de acuerdo a nuestras virtudes o defectos. Es esta decisión la que generará buen o mal karma en nuestras vidas y nos ayudará a avanzar en el camino espiritual hacia la iluminación o a quedarnos estancados en existencias humanas una y otra vez, hasta que superemos la prueba.
En la ley kármica nada está ya determinado y en cualquier momento, por mucho mal karma que tengamos acumulado de esta y otras vidas, podemos balancear la cuenta obrando de acuerdo al dharma. El poder está en nuestras manos y a cada momento forjamos el presente y futuro con nuestros pensamientos y acciones.
Fuente: https://ganeshvaratya.wordpress.com/2016/06/25/karma-y-dharma-causa-y-proposito/

Publicado el